Share on facebook

Universitarios Estadounidenses

Estudiantes Hispanos Universitarios Estadounidenses

El 95% de los padres hispanos en EE.UU. desea cumplir el sueño de enviar a sus hijos a la universidad, pero el 67% cree que si el coste de las matrículas siguen en ascenso, la mayoría no lo logrará, según una encuesta difundida recientemente.

Según el sondeo, realizado por la firma OppenheimerFunds (OFI) entre el 2 y el 26 de febrero del 2009, la comunidad hispana coloca las aspiraciones de enviar a sus hijos a la universidad al mismo nivel que una jubilación cómoda y una vivienda propia.

También indica que más de la mitad ha ahorrado menos de 5,000 dólares para afrontar los costos universitarios de sus hijos.

El sondeo reveló que el 95% de los padres hispanos encuestados dijo que consideraba que enviar a sus hijos a la universidad es una “parte esencial del sueño americano” y el 82% consideró que lograrlo, es una meta alcanzable.

Al mismo tiempo, el 51% estuvo de acuerdo en cierta medida con que llegar a la universidad no es tan alcanzable como lo ha sido en otra época y el 67% indicó que si los costos de matrícula siguen disparándose, la mayoría de las familias no tendrá acceso a la universidad.

“Pese a los costos en aumento, los menores recursos financieros y el clima económico más difícil en décadas, el sueño de enviar a los hijos a la universidad perdura con firmeza entre las familias estadounidenses”, dijo la presidenta de OFI, Donna Winn, mediante un comunicado de prensa.

Resaltó el compromiso particularmente fuerte entre los hispanos, en muchos aspectos mayor que el de la población general, por ayudar a sus hijos a que entren a la universidad y no abandonen los estudios.

“Pero para los padres hispanos, al igual que para el resto de los padres, la necesidad de ahorrar e invertir para la universidad presenta un desafío”, dijo Winn, que señaló que ahorrar para lograr ese objetivo es uno de las mayores retos financieros de las familias estadounidenses.

El sondeo también indica que el 90% de los padres hispanos considera que el gobierno del presidente Barack Obama debería tener como una de sus prioridades principales que la universidad tenga viabilidad económica. A mediados de 2007, los estudiantes hispanos representaban alrededor del 12% de los universitarios estadounidenses de tiempo completo, lo que casi equivale al porcentaje total de hispanos (15%) de la población de Estados Unidos.